Podencos Canarios una historia miserable

Hoy me salgo de la tematica del blog para contar algo que me tiene malo desde hace ya bastante tiempo.
Con la muerte de una de mis perritas, muy viejita ya, nuestra carlino se quedó tremendamente triste, es increible descubrir lo que que le llega a afectar a un perro la perdida de un compañero.
Mi hija un dia nos envía la foto de un cachorrito de podenco canario en un estado de desnutrición y miseria que me levanto el estómago,  andabamos mascando la idea de adoptar un perro y además de raza grande y no lo pense, “traela pa casa”.
Nunca había tenido un perro de esta raza, y desde que llegó sentí curiosidad, su comportamiento era huidizo, cualquier gesto rápido o brusco, cualquier tono de voz mas alto de lo normal le hacía temblar. Supuse que era por haber recibido mal trato, y procuramos que se sintiera confiada. Estaba enferma, traia la enfermedad conocida como tos de las perreras, diarreas, algun que otro vomito venían acompañando al animalito. Con paciencia, antibióticos y cariño fuimos sacandola adelante, al mismo tiempo que con una alimentación a base de piensos de gama alta para cachorros conseguimos que se fortaleciera y empezara a desarrollarse con normalidad.

image

Hoy tiene seis meses y medio y esta grande, fuerte y con un pelaje lustroso y sano, quien la ve, y quien la vio…, es todo cariño, agradecimiento y alegría.
En todo este tiempo, me he dedicado a saber mas de la raza, hay poca información en la red sobre un perro de origen muy antiguo, descendiente de los perros egipcios probablemente. Pero una cosa es cierta, son buenos y cariñosos,  leales y muy activos, aunque en casa pasan gran parte del tiempo durmiendo como marmotas.
En mi búsqueda de información he tenido la desgracia de encontrar la terrible realidad que les acosa. Dotados de unas inigualables  cualidades para la caza son usados por aficionados a este… deporte? Digo usados porque una gran mayoria de los cazadores los utilizan hasta que por avatares del destino un dia dejan de localizar y dar caza a los conejos, que son su pieza principal, entonces los ven como una carga y se deshacen de ellos, abandonandolos a su destino en los montes, atandolos a arboles, ahorcandolos, lanzandolos a barrancos y carreteras, algunos van escapando, son perros duros, acostumbrados a la mala vida que les han dado aquellos a quien encima veneran, metidos en perreras asquerosas, comiendo mal y poco, hacinados al sol la lluvia y el frio. Cuando pienso en esas condiciones, me vienen a la mente los campos de concentración nazi y genocidio de los judíos, exactamente eso…
Me pregunto que es lo que pasa y cual puede ser la solución. Quizá la solución pasaría por censar las perreras de los cazadores, controlar la cria en sus instalaciones, limitar la tenencia de ejemplares y darlos de alta en un registro, tanto en la federación de caza como en medioambiente.
Una normativa que al igual que regula el numero de piezas cobradas, regulase el numero de perros permitidos, que debiesen estar chipados y registrados como ya comenté en federación y organismos competentes siempre con el mismo numero, y que la cesión,  venta o canje del animal deba quedar así mismo registrado tal y como se hace con los animales exóticos, aves, reptiles y algunos mamiferos. De forma que se facilite seguir la pista a estos animales y por tanto, complicar el abandono. Asi mismo la obligación de dar de alta en los mismos registros las camadas, siempre con sus chip y el nombre del criador y propietario. De ésta manera, quedarían responsabilizados a comunicar pérdidas, extravíos,  etc…, por supuesto estas medidas deben tener sanciones en caso de incumplimiento. Que sanciones se podrían acometer?. Las mismas que en el caso de especies ilegales, puesto que el no cumplimiento de una legislación esta en situación de ilegalidad. Estas sanciones dependiendo por supuesto de la infracción, deberian ir desde la sanción económica hasta la incautación preventiva o definitiva de los animales y retirada del permiso de caza por un tiempo determinado.
Opino, que todas las asociaciones protectoras, albergues, partidos animalistas, y ciudadanos son conscientes de que el abandono de animales, al margen del grave sufrimiento que generan a un ser vivo, es un atentado contra la salud pública, ya que estos animales quedan fuera de los controles y ordenanzas que marca la ley en cuanto a vacunas etc…, y como problema deberian abogar por un tipo de sistema como el que indico para corregirlo, aunando la fuerza todos en este sentido, y exigiendo que se cree este tipo de nomativas para acabar con la maldición que sufren hoy en dia los perros de caza en general, y los podencos canarios en particular.
Yo me apunto a esta lucha, y cuando tenga mas conocimiento sobre la situación real y legal, presentare una petición particular en este sentido en todos los organos competentes.

Anuncios